Detuvieron a la esposa de Rocío Girat en el subte y convocan a un “besazo”

Ayer por la tarde, Rocío Girat ingresó a la estación Constitución de la línea C del subte junto a su esposa, Mariana Gómez, y horas después, la pareja denunció que fue detenida y agredida por los agentes de la Policía de la Ciudad por besarse en el lugar.

Desde las fuerzas negaron las acusaciones, y a través de un comunicado, explicaron que una de las mujeres fue demorada por fumar dentro de la estación.

Sin embargo, organizaciones feministas rechazaron esa versión y convocaron a un “besazo” para este viernes a las 17 en la estación Boedo del subte “E” en repudio de lo sucedido.

Mariana Gómez y Rocío Girat denunciaron haber sido agredidas por policías por besarse en el subte.

Todo comenzó en la tarde de ayer, cuando las dos mujeres ingresaron al subte, y según contaron, fueron agredidas por varios oficiales de la policía. Sin embargo, Mariana Gómez fue quien se llevó la peor parte, porque como declaró hace unas horas en los medios, fue detenida y esposada por los oficiales.

Aunque fue trasladada a la comisaria ubicada en la estación Boedo de la línea E y liberada pocas horas después, lo cierto es que Gómez fue imputada por los cargos de “resistencia a la autoridad y desacato”.

Gómez fue detenida por la policía y quedó imputada por “resistencia a la autoridad”.

“Es una locura, si una pareja heterosexual hubiera estado como nosotras, jamás les hubieran pedido la libreta. Fue un claro acto discriminatorio”, contó a C5N Rocío, su esposa, quien aseguró que los policías les exigieron en el medio de la estación la libreta de matrimonio para constatar la unión civil.

La respuesta de la policía

Desde la Policía de la Ciudad, informaron en un comunicado que el hecho ocurrido ayer a las 15:30, se inició porque una de las dos mujeres fumaba mientras esperaba el subte, cosa que está prohibida. A raíz de eso, oficiales se acercaron hasta ella para pedirle que apagara el cigarrilo, a lo que la mujer respondió que no veía carteles que indicaran que no se podía.

La policía volvió a insistir, y ante la negativa, otro oficial se acercó hasta el lugar para intervenir en el entredicho. Según el comunicado, Mariana le habría dicho a los oficiales “ustedes no me pueden tocar porque son masculinos”, por lo que llamaron a una mujer para que manejara la situación.

Cuando la mujer policía se acercó, Gómez le comenzó a pegar a uno de los oficiales y tuvo que ser retenida para calmarla. Sin embargo, la mujer se habría intentado escapar, y cuando quisieron detenerla, volvió a agredir a los dos policías, lo que desencadenó en su detención formal.

Desde la Policía de la Ciudad aseguraron que la joven fue detenida por resistirse a dejar de fumar.

Por su parte, el jefe de Gobierno de la ciudad de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta, habló sobre lo ocurrido, y aseguró que “se está investigando” el accionar de los policías. “Estamos buscando las filmaciones de la estación para ver qué pasó, porque los policías dijeron que estaban fumando”, dijo.

Según explicó el jefe de Gobierno “los guardianes del subte y la policía les dijeron (a las mujeres) que no podían fumar después de la queja de algunos pasajeros pero, como insistieron en seguir fumando, de ahí derivó el incidente”.

Finalmente, Larreta aseguró que se hará una investigación interna con el fin de determinar que fue lo que realmente sucedió.

La historia de Rocío

Rocío Girat apareció en los medios por primera vez en el año 2014, cuando fue noticia por animarse a confesar que su padre, un ex suboficial de la Armada, la violó en reiteradas ocasiones mientras ella era adolescente.

Después de muchos meses de sufrimiento, Rocío consiguió que su padre fuera condenado a 14 años de prisión, aunque fue beneficiado por conseguir la prisión domiciliaria.

El caso generó estupor, ya que la propia joven denunció en los medios que las violaciones se produjeron gracias al encubrimiento de compañeros del hombre y de la propia fuerza también.

Girat apareció en los medios en el año 2014, después de haber denunciado a su padre por abuso.

Convocan a un besazo

Después de haberse dado a conocer la noticia, varias organizaciones feministas se reunieron para convocar a un “besazo” y a través de un grupo creado en Facebook alentaron a manifestarse este próximo viernes 6.

En Facebook convocaron a un “besazo” para reclamar.

El reclamo tendrá lugar en la estación Boedo del subte “E” a las 17 horas, y se hará en repudio a la detención de la mujer por besar a su esposa.