Todas las versiones que dio Lagomarsino sobre la muerte de Nisman, hasta ahora

Por primera vez, Diego Lagomarsino será indagado en calidad de imputado como supuesto partícipe necesario en el homicidio -según la pericia de Gendarmería- de Alberto Nisman. El técnico informático es quien le entregó al fiscal que arma que terminó con su vida, en un escenario que aún debe esclarecerse. Así las cosas, la causa podría cambiar su carátula de “muerte dudosa” a “homicidio”. 

El fiscal Alberto Nisman murió horas después de haber denunciado a la ex presidente.

El fiscal federal Eduardo Taiano, quien elevó el pedido al juez Julián Ercolini, sostiene una acusación dura contra el técnico informático: cree que podría haber sido un “partícipe necesario”.

Testigos que lo comprometen

Lagomarsino se presentó ante la Justicia y la sociedad como un técnico informático que brindaba servicios a la UFIA AMIA que dirigía el ex fiscal. Sin embargo, trabajadores de la unidad contradicen esta versión, según el diario Clarín.

Empleados de la fiscalía niegan que Lagomarsino haya arreglado computadoras. 

Taiana, por ejemplo, le tomó declaración a todos los empleados que trabajaban con Nisman en su fiscalía. Ninguno recuerda que Lagomarsino les haya arreglado alguna vez sus computadoras. Otros dijeron que visitaba a Nisman de vez en cuando.

Sólo dos personas de la fiscalía le aseguraron a la Justicia que Lagomarsino tenía contacto con las computadoras. Se trata de quienes sí estaban formalmente contratados para resolver los problemas informáticos que pudieran presentarse, aunque ambos declararon que en una ocasión determinada le pidieron a Lagomarsino que resuelva un problema tecnológico, y que no lo logró.

Escuchas telefónicas

En el allanamiento que la Justicia ordenó en el departamento de Lagomarsino tiempo después de la muerte del fiscal se encontraron más de un centenar de CD con escuchas telefónicas relacionadas con el caso del ex espía Ciro James, una trama que Nisman investigó y en la que quedó procesado el presidente Mauricio Macri, luego sobreseído de esa causa.

Más de 60 cd´s con escuchas telefónicas se encontraron en la casa de Lagomarsino.

Dos versiones

La defensa de Lagomarsino indica que el técnico le prestó su Bersa 22 a Nisman el sábado 17 a alrededor de las 8 de la noche -por pedido del fiscal-, y que el propio Nisman lo hizo salir a Lagomarsino por la puerta principal del departamento.

Lagomarsino dio dos versiones sobre la cantidad de personas que vio en el ascensor.

El técnico informático sostuvo esta versión ante la Justicia luego de declarar que en el ascensor se encontró con personas que podrían identificarlo, sin embargo Taiano descubrió que brindó dos versiones de esta secuencia.

En una de ellas, declaró que eran cuatro las personas que se encontró en ese ascensor. Y otra vez afirmó que en realidad eran dos. No existen imágenes de cámaras de seguridad que puedan ayudarlo.

Vecinos de Le Parc

Los nuevos investigadores le tomaron declaración a todos los habitantes de las Torres de Le Parc y  ninguno se acuerda o ratificó que ese sábado 17 de enero del 2015, siendo poco más de las ocho de la noche, hayan compartido el ascensor el técnico.

Los vecinos niegan haberlo visto en el edificio. 

El informe que loc ompromete

El informe de la junta interdisciplinaria de Gendarmería sobre el caso que investiga la muerte del fiscal shockeó a la opinión pública de la mano de su teoría sobre un homicidio en el que participó más de una persona. 

pericia
La infografía de Clarín que detalla las diferencias entre las dos pericias sobre la muerte.

Para el Cuerpo Médico Forense, que apoya la teoría del suicidio, el hecho ocurre de manera más simple y llana. Parado frente al espejo, Nisman sostuvo el arma contra su cabeza con la mano derecha, mientras sostenía la muñeca con su izquierda, lo cual explicaría la manera en la que se distribuyeron las manchas de sangre. 

Luego de dispararse, el fiscal habría caído hacia atrás golpeando su cabeza contra la puerta, lo cual le provocó un visible hematoma. De acuerdo a este informe, el hecho de que no haya indicios de pólvora en las manos del fiscal no alcanza para descartar la idea de que se quitó la vida. 

lagomarsino
Los peritos de la defensa de Diego Lagomarsino también apoyan la teoría del suicidio.

Lo mismo sostienen los peritos de la defensa de Diego Lagomarsino, el técnico informático que le dio a Nisman el arma de la cual salió al disparo.

“Los patrones de manchas de sangre no pudieron haberse producido en la posición de rodilla a tierra, ya que las mismas representan una caída de sangre en forma vertical y desde alturas superiores a los 40 cms”, señala el informe elaborado por Luis Olavarría, José Speranza y Mariano Castex.