Las protestas en la Policía Bonaerense reavivaron las pujas internas y aumenta la presión sobre Sergio Berni

Las protestas en la Policía Bonaerense reavivaron las pujas internas y aumenta la presión sobre Sergio Berni.

Al reclamo salarial se sumó el interés de los intendentes del PJ y el malestar de la Casa Rosada con el ministro de Seguridad bonaerense. El rol de Cristina Kirchner en el futuro del funcionario

Ni la trágica y dolorosa muerte de Facundo Astudillo Castro, sobre la que aún se investiga la eventual participación de la Policía de la provincia de Buenos Aires, tuvo a Sergio Berni tan apuntado.

No solo por la magnitud del reclamo, que el gobernador Axel Kicillof y el ministro de Seguridad sufrieron frente a sus propias narices en las últimas horas, y su desenlace, que hasta anoche todavía inquietaba, y mucho, a las autoridades políticas y policiales. Sino también, y especialmente, porque desde la propia administración bonaerense reconocen que se “subestimó” la protesta, originada con la legitimidad de magros salarios y pésimas condiciones laborales, arrastradas desde hace décadas. Admiten que no se vio venir. Y que cuando se trató de buscar una solución, ya era tarde.

Mirá también:  Comienza a regir la fórmula del Central para actualizar los alquileres

Berni camina por territorio movedizo. Una de sus principales fortalezas -la conducción de las fuerzas policiales- quedó ahora bajo tela de juicio. Y sus enemigos internos -cada vez más- se aprovecharon de la protesta salarial, y su anarquía por la ausencia de interlocutores que aglutinen el reclamo, para pedir la cabeza del ministro.

“Sobre un reclamo legítimo se montaron operaciones”, explicaba anoche un dirigente político del Gran Buenos Aires que conoce, como pocos, la realidad del territorio y las pujas internas. Cuando habla de “operaciones” se refiere puntualmente a los intendentes del PJ, que en su mayoría detestan al ministro y que, además, miran con desconfianza al gobernador desde el día que asumió. “Un reclamo anárquico. Y fuego amigo”, lo sintetizan en el entorno de Berni.

Mirá también:  La Provincia refuerza su campaña contra el sarampión

Ayer había en Olivos un fuerte malestar con el funcionario porque no supo adelantarse a los reclamos. La relación con Alberto Fernández, que en reiteradas oportunidades tuvo que interceder con Kicillof por los constantes tironeos con Sabina Frederic, también cuestionada, es pésima desde hace meses. El gobernador le tiene estima -se frecuentan desde la gestión K- y responde, como él, a Cristina Kirchner. Pero reconoce en privado que el apodo de “Loco” le cuaja a la perfección, y que es incontrolable.

Berni, que desplegó una campaña intensa para robustecer su popularidad y posicionarse de cara al próximo año electoral, siente el rigor de la presión interna que se desarrolla detrás a la revuelva policial. El ministro tiene una sola jefa, cuya centralidad en el Frente de Todos es cada vez más apabullante. “El destino del ‘Loco’ solo lo resuelve Cristina”, aseguran sus colaboradores.

Mirá también:  Vendedor ambulante golpeó a otro con un hierro, agredió a la policía y provocó destrozos en una Comisaría

Fuente: Infobae

2 thoughts on “Las protestas en la Policía Bonaerense reavivaron las pujas internas y aumenta la presión sobre Sergio Berni

  1. SE LES KAGO LA NENA A LOS K¿?¿?*? Y BUE ALBERSO Y AXELITO ESTAN ESCONDIDOS Y CUSTODIADOS POR LAS MISMAS FUERZAS QUE ELLOS CRITICAN . SOLUCIÓN YA PARA QUE LA POLICIA , LOS MÉDICOS LAS ENFERMERAS Y TODO EL PERSONAL QUE ESTA EN 1RA LÍNEA DE BATALLA CONTRA LA PANDEMIA Y LA INSEGURIDAD , BASTA DE MANTENER VAGOS Y ADICTOS Y SOBRE TODO FUNCIONARIOS Y LEGISLADORES INUTILES PERO ENRIQUECIDOS ESTO NO VA MAS

  2. escondidos en las patrullas , creo que no tienen polarizados los vidrios, y no se si tendrán blindaje , no albertico, bájense los sueldos políticos de mierda, paguen lo que corresponda a los pocos que como pueden cuidan algo de la seguridad de los ciudadanos de bien, apliquen impuestos de riqueza a senadores , diputados y demás participantes de esta democracia trucha.pongan las cosas como debe ser y no se preocupen por manejar la justicia HDP

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *