Reclamos en el barrio Sudoeste por el estado de las calles y promesas incumplidas

Vecinos del barrio Sudoeste levantaron quejas por el incumplimiento de las promesas en el arreglo de sus calles, además, mostraron su disgusto con el mantenimiento realizado con tosca blanca ‘’Se convierte en un talco que hace insoportable vivir’’ declaró un vecino

Los vecinos de los barrios situados en los alrededores de la Av. 58 entre 75 y 91 levantaron reclamos por la falta en el cumplimiento de las promesas que habían recibido por parte del ex intendente, Facundo López, quien dio su palabra en cuanto a la colocación de cordón cuneta para asfaltar, en varias cuadras del vecindario.

Al día de hoy, es las calles no se han realizado estas obras. Los vecinos solicitan que el actual intendente, Arturo Rojas, quien todavía no se ha acercado para dialogar con ellos, responda a sus preguntas y peticiones.

Mirá también:  Alerta a muy corto plazo de tormentas y posible caída de granizo en Necochea

Ya se habían levantado reclamos tiempo atrás, exponiendo el lamentable estado de la Av.58, pasando la calle 79, donde empieza su tramo de tierra. Hace unos días, el municipio respondió a su demanda colocando asfalto rápido en la mencionada avenida.

Sin embargo, no se optó por realizar el mismo tratamiento en las demás calles, en las cuales se realizó mantenimiento utilizando elementos de inferior calidad y, pasados varios días, se ven las consecuencias. Los vecinos del barrio Sudoeste se comunicaron con Diario Necochea para hacer saber sus quejas.

«Arreglaron las calles perpendiculares a la Av.58 con esa tosca blanca que ya está probado hasta el hartazgo que no funciona» expresó Enzo Palacios, residente del barrio «Se convierte en un talco que hace insoportable vivir. Se respira eso todo el día. Debemos tener los pulmones con kilos de polvo».

Mirá también:  Una beba de 7 meses fue atacada por el Pitbull de la familia y su estado es crítico

Es digno de mencionar que, en dicho barrio, se sitúan las instalaciones del Colegio Nuestra Señora De Nueva Pompeya, donde uno de sus accesos se sitúa sobre una de estas calles de tierra.

Ante esta situación, y las quejas generalizadas, se espera que desde el municipio puedan dar una respuesta.