Deportes
Publicado: 07 de diciembre de 2018
Tiempo de lectura: 2 minutos, 5 segundos
@diarionecochea


Rodolfo D Onofrio: "250 hinchas de Boca dicen que me van a matar"


El presidente de River, Rodolfo D Onofrio, volvió a hablar de la violencia que se vivió el pasado 24 de noviembre en el Monumental, con la salvaje agresión al ómnibus que trasladaba al plantel de Boca a una final de Copa Libertadores que terminó postergada y se disputará el próximo domingo en Madrid.

El máximo dirigente del club de Núñez sostuvo que en River "no hay ninguna relación" entre a dirigencia y los barrabravas. "Hay que terminar con esta gente que está comprometida con la política. En cualquier manifestación están ellos, entonces los políticos no se tienen que hacer los tontos. Quiero que lo que ocurrió ese sábado sea el 11 de septiembre de Argentina. Pero tienen que poner las pelotas el Gobierno nacional y los directivos. Tenemos que hacerlo de forma conjunta, cada uno solo no se puede", sostuvo en una entrevista que le brindó al diario El País.

El presidente de River dejó una frase que hace ruido. Le preguntaron si alguna vez "había cedido" ante con los barras. "No le quepa la menor duda. Y me está pasando ahora. Tengo 200 ó 250 hinchas de Boca que dicen que me van a matar", sostuvo.

 

Si bien D Onofrio niega alguna relación con los barras, el día previo a la final que se postergó en el Monumental allanaron el domicilio de Héctor Caverna Godoy, líder de Los Borrachos del Tablón, y encontraron 300 entradas y millones de pesos en efectivo. El presidente dio su explicación: "No se lo puedo explicar. No tengo ninguna constancia de que el club le haya entregado entradas a un barra brava. Eso lo tiene que investigar el fiscal, al que le dimos toda la información".

El dirigente millonario volvió a apuntar a Boca y a la AFA por la decisión del cambio de sede para la final de la Copa, que será el domingo prócimo (16.30) en el Santiago Bernabéu. "River fue generoso y tuvo palabra. El sábado pactamos que el partido se jugaba al día siguiente. Y el domingo la final no se jugó porque Boca había presentado un escrito en la Conmebol para llevarse los puntos sin jugar la vuelta. No fue una actitud leal", dijo. "Conmebol está en todo su derecho de cambiar la sede, lo que no entiendo es que la AFA apoyara esa decisión. Se votó por unanimidad que el partido no se jugara en Argentina", sentenció.