Necesitamos que los padres estén muy atentos al calendario de vacunación de sus hijos

Cuarenta y ocho son los casos registrados en lo que va del año en Argentina de Sarampión, de los cuales cuarenta y seis corresponden a casos autóctonos y 11 son los menores de un año afectados. Por tal motivo se está considerando la vacunación a niños de entre 6 y 11 meses de edad.

Según la Sociedad Argentina de Vacunología y Epidemiología, es el mayor brote registrado desde 2000, el resurgimiento de esta enfermedad sumamente contagiosa, grave y aguda provocada por un virus preocupa y mucho. Es que el Sarampión es una de las principales causas de muerte en el mundo en niños pequeños a pesar de la existencia de una vacuna preventiva, por lo que diagnosticarlo a tiempo resulta fundamental.

Alberto Davidovich, director médico de Grupo Emerger la empresa de emergencias médicas, detalla los síntomas del Sarampión: “El primer signo suele ser la fiebre alta, dura entre 4 y 7 días. En la fase inicial, el paciente puede presentar rinorrea, tos, ojos llorosos y rojos, y pequeñas manchas blancas en la cara interna de las mejillas. Posteriormente aparece una erupción colorada en el cuerpo y el rostro, que es lo más característico del Sarampión”

Además, desde la empresa que brinda servicios pre hospitalarios de salud, informan que el virus es altamente contagioso ya que se transmite a través de la tos o el estornudo o el contacto con superficies contaminadas ya que queda en el aire o en las superficies donde una persona tuvo contacto por el plazo de dos horas y puede ser contagiado por individuos infectados cuatro días antes y posteriores a la aparición del exantema cutáneo.

Desde Emerger, resaltan la importancia de la prevención a través del seguimiento del calendario de vacunas de los niños que incluye la vacuna triple viral que es la que inmuniza contra el Sarampión.

Para concluir, desde la empresa de ambulancias, aseguran que los más afectados suelen ser los niños y que los casos de mayor gravedad se pueden desarrollar en lactantes. Por lo tanto, como acción preventiva, se ha sumado una dosis conocida como 0 para prevenir la enfermedad en menores de un año. Por este motivo, se sugiere a los padres “mantenerse atentos a todas las medidas que se toman desde la secretaría de salud”.

Rosarionuestro 
Compartí esta nota:

Dejar un comentario

avatar
  Suscribirse  
Notificación de